Comunicação à trois bandas 11

lunes, febrero 26, 2007

abuelo, abuela ¿tú a qué jugabas? Francisco Javier

Nombre: francisco Javier

Edad: 17 años

Profesión: estudiante

¿Qué juegos?: fútbol, el escondite.

Edad ¿Cuándo

Jugabas?: 7años

El escondite

El objetivo de este juego era esconderse para que no lo vieran y no quedársela.

Las reglas eran que el que se la quedara contara hasta 100 y después empezara a buscar y al primero que cogia se la quedaba.

Los materiales que solo hacia falta era las personas que jugaban.

El numero de personas no importaba mientras más personas jugaran mejor para todos.

Nombre: José

Edad: 66

Profesión: construcción

¿Qué juegos?: la billarda

Edad ¿Cuándo lo

Jugabas?:11 años

La billarda

El objetivo era que el que lanzaba el palo más alto era el que ganaba.

Las reglas eran muy sencillas tenían que caer el palo previamente lanzado en el circulo que se hizo ya antes.

El material era dos palos uno de medio metro y otro de unos 20 centímetros. Se golpeaba el palo pequeño con el grande, debía salir hacia arriba y luego caer en el lugar indicado.

El numero de personas 4 personas y como mucho 6.

jueves, febrero 22, 2007

Carta de Isa Abreu

Faro, 7 de febrero de 2007

¡Hola Francisco y Kamel!
¿Qué tal estáis? Pues yo me encuentro muy bien, un poquito enferma pero no es nada grave, es normal en esta época del año. En estos días hace mucho frío y ha llovido mucho. Hace un tiempo muy desagradable. No podemos ir de paseo por la tarde pues no se aguanta el frío. Espero que por ahí no haga tan mal tiempo.
En esta carta os voy a hablar de los juegos que yo jugaba cuando era niña. También hice una entrevista a mi abuelo materno. Le pregunté que juegos jugaba cuando era niño y como se jugaban. Fue una actividad muy divertida. Tuvimos que grabar varias veces la entrevista pues en algunas partes se podían escuchar algunas risas de me madre y mi abuela que estaban en el salón escuchando todo. Fue también muy difícil encontrar una foto de mi abuelo de niño pues en los años 30 no había cámaras de fotos en los pequeños pueblos de la Sierra. Además la familia de mi abuelo era pobre. La foto que encontramos fue sacada en una feria en un pueblo cercano al de mi abuelo.
Mis juegos preferidos cuando era niña era la “macaca” o “manecas”, jugar con mis muñecas Barbie, jugar a los restaurantes o jugar Gameboy. El “manecas” se puede jugar con una o más personas, se pintan 8 cuadrados en el suelo y se numeran. Luego, con una pequeña piedra pequeñita, se intenta acertar en uno de los cuadrados. Si se uno acierta tiene que pasar por todos los cuadrados en “pé cochinho” (saltando con un pie solo), si no se cierta juega otra persona. Cuando jugaba con muñecas les hacía unas ropas muy bonitas con algunos tejidos que mi madre no usaba. Después hacía exposiciones de los vestidos más bonitos. Otras veces jugaba con una amiga mía. Hacíamos grandes casas con libros, poníamos algunos muebles y hacíamos historias de la vida de las muñecas. También jugaba a los restaurantes con mis amigas, poníamos algunas mesitas en la calle y hacíamos algunas comidas con tierra, arena, hojas de plantas y agua. Después algunas niñas hacían de clientes y otras de camarero. El Gameboy ya era un juego más solitario y más para niños grandes. Eran juegos muy divertidos en aquella época. Éramos niños y no nos preocupábamos con nada ni nadie. Éramos muy inocentes, con muchos sueños y niños muy alegres y divertidos. Ahora todo ha cambiado. Hay siempre muchas preocupaciones con la escuela, con la familia, amigos y la sociedad en general.
Mi abuelo tenía más o menos los mismos juegos, pero un poco más antiguos. Mi abuelo empezó a trabajar muy pronto, a los diez años, entonces no le sobraba mucho tiempo para los juegos. A él también le gustaba jugar a “manecas”, también jugaba con latas de sardina vacías. Con ellas hacía trenes y corría por la calle con ellos para que hiciesen mucho ruido. Cuando era ya un poco mayor, iba con sus amigos a robar huevos y después los vendían y con el dinero compraban una botella de aguardiente e iban para los bailes a ver las chicas. Mi abuelo dijo que eran tiempos muy diferentes de los nuestros, mucho más divertidos y seguros y que no había drogas ni tanto tabaco entre los jóvenes.
Me gustó muchísimo hacer este trabajo. Fue muy interesante saber como era la vida de los niños en los años 30, la época en que nació mi abuelo. Espero que a vosotros también os guste mi carta y os divirtáis a escuchar la entrevista que hice.
Por ahora es todo. Me despido con un grande saludo de Portugal.
“Beijos”,
Isa Dias Abreu